LO ÚLTIMO

PC Mérida mantiene monitoreo en cuencas de ríos y quebradas

Las labores de inspección se vienen realizando en las zonas cercanas a los ríos y terrenos propensos a deslizamientos como consecuencia de las lluvias.





Funcionarios adscritos al Instituto de Protección Civil y Administración de Desastres del estado Mérida ( Inpradem), en el municipio Alberto Adriani y la Zona Panamericana, vienen ejecutando labores de monitoreo en las cabeceras de ríos y quebradas de zonas de riesgo con el fin de evaluar crecidas en los afluentes por causa de lluvias y garantizar la seguridad de la población en los sectores vulnerables.

Esta acción obedece a las políticas de gestión que desde la Gobernación de Mérida se ejecutan para controlar el impacto de eventos naturales y salvaguardar la vida de los merideños.

La información fue suministrada por la jefa de Protección Civil en jurisdicción de Alberto Adriani, Carmen Castañeda, quien señaló que se han atendido varios sectores, principalmente los que se encuentran a la margen de los ríos Chama y Mucujepe, afluentes que son los que mayormente ocasionan problemas al momento de aumentar el caudal.

Del mismo modo, explicó que en el eje Panamericano se viene haciendo inspección no solo en las cuencas de los ríos, sino también en las zonas en que se producen deslizamientos de terreno a causa de las precipitaciones atmosféricas.

Dijo —además— que en los últimos días se ha incrementado el número de inspecciones como medida de prevención, ya que en otros municipios de la entidad se han registrado emergencias ocasionadas por las lluvias. En este sentido, aseguró que el monitoreo en las zonas de riesgo permite detectar cualquier signo de alerta.

Frenar la deforestación

En otro contexto, Castañeda alertó sobre el grave problema de deforestación que se viene presentando en zonas boscosas y taludes. Según refirió, la tala indiscriminada se debe al incremento en el uso de leña, utilizada para cocinar ante la falta de gas doméstico, lo que ha obligado a muchas familias a abastecerse de este material natural para solventar el problema doméstico.

Ante esta situación, hizo un llamado a la conciencia ciudadana y a los organismos de seguridad para frenar las deforestaciones masivas en zonas estratégicas que alimentan las nacientes de los ríos, así como en terrenos inestables, con el propósito de evitar cualquier desastre ocasionado por la inconsciencia de las personas.

Finalmente, puso a disposición de la población merideña el número telefónico de contacto 0-800-PC Mérida, para reportar cualquier situación de alarma que ponga en riesgo la vida de las personas y la seguridad de la población. /Lissette Severiche / Fotos Cortesía PC