LO ÚLTIMO

Estación de bomberos de Tucaní en vías de desaparición

El precandidato a la gobernación de Mérida, Edgar Márquez, visitó la población de Tucaní y constató la difícil realidad de los productores agrícolas, bomberos y vialidad




En una situación de “extinción” se encuentra la estación de bomberos de Tucaní, en el municipio Caracciolo Parra y Olmedo, en Mérida. Así lo pudo constatar el precandidato a la gobernación de Mérida, Edgar Márquez, en el marco de una visita realizada a esa población. “De unos 20 funcionarios que quedaban hace cuatro años, ahora solamente hay tres y en condiciones muy adversas, los pocos que quedan trabajan por vocación”, comentó.

Desde que fue intervenida esta institución, no se realiza dotación de ningún tipo. Falta de equipos y materiales de toda índole, cuartos para dormir en muy mal estado, sin unidades suficientes para enfrentar situaciones de emergencias, salarios que no alcanzan ni para pagar pasajes, sin una dotación regular de combustibles, la cocina y demás instalaciones en pésimo estado. Toda una situación de abandono, ya que ningún ente se encarga de apoyarlos de ninguna forma.

Los funcionarios comentaron que es una terrible realidad y que cuando hay emergencias, lamentablemente llegan a trabajar prácticamente “con las uñas”. La población se queja porque en la mayoría de los casos dicen “para qué vienen los bomberos si no tienen nada con qué resolver.”



El asunto es resolver

Edgar Márquez comentó a los funcionarios bomberiles que los problemas de las instituciones deben resolverse de alguna manera, que por una intervención no se tienen que abandonar. “Escuché los planteamientos y hay que hacerse responsables de esto, sabemos que hay una enorme crisis de pobreza en Venezuela, pero no podemos quedarnos de brazos cruzados y menos si hay diferencias e intervenciones de carácter político o administrativo, es un asunto de que las situaciones adversas se resuelvan, no es posible que una población esté perdiendo una institución tan importante como la de los bomberos”, dijo.



Situación grave con la vialidad agrícola

En su paso por Tucaní, Márquez realizó una visita al mercado, junto con productores agrícolas de la zona. Acompañando por el dirigente de la zona campesina, Yinto Yepes, este informó sobre la terrible realidad de la vialidad rural en este municipio. Tras las recientes lluvias, el tránsito es prácticamente imposible y muchas plantaciones están totalmente inundadas. Las carreteras están destrozadas y con mucho barro que hace imposible sacar las cosechas.

El otro problema es el de la escasez de combustibles, que se suma al caos vial, para evitar que los agricultores puedan llevar a cabo sus trabajos con normalidad. Márquez los invitó a unirse, independientemente de las posiciones políticas de cada quien, “lo primordial es que se pueda recuperar la vialidad y que todos trabajen, eso está por encima de cualquier diferencia política, porque es un país el que hay que recuperar, no colores ni parcelas político partidistas”. (CNP 16.478)