LO ÚLTIMO

EE.UU. | Washington prepara toma de posesión de Biden con alambre de púas, cercas, ventanas tapiadas y soldados armados en el Capitolio

El FBI alertó que para los días previos a la toma de posesión del nuevo presidente de EE.UU. Joe Biden, programada para el 20 de enero, se planifican protestas violentas de partidarios de Donald Trump en 50 capitales del país, por lo cual las cercas instaladas anteriormente alrededor de la sede del Congreso estadounidense, desde esta semana están siendo fortificadas con alambre de púas, ventanas tapiadas y soldados fuertemente armados a lo largo de todo su perímetro.



El acceso al centro de la ciudad está cortado para el transporte y la zona está patrullada por tropas de la Guardia Nacional. Este jueves, las autoridades informaron que se desplegarán un total de 26.000 efectivos de este cuerpo militar, que ya están llegando a Washington para ayudar a las fuerzas del orden en las tareas de seguridad.

Los efectivos están armados con rifles M-4 o pistolas Beretta de 9 milímetros y podrán usar cascos antibala. Se encuentran pernoctando dentro de las instalaciones del Congreso de EE.UU., en escenas inéditas que dicen mucho sobre el temor existente en ese país, cuya sociedad está profundamente dividida a juzgar por los resultados de las elecciones del 3 de noviembre.

El edificio The Hall of States, que se localiza cerca del Capitolio y alberga oficinas de redes de noticias como AP, Fox o NBC, entre otras compañías, fue tapiado este jueves como precaución ante posibles destrozos, mientras que los logotipos de los canales fueron cubiertos con bolsas negras de plástico, reporta RT.

Anteriormente, se había reportado que funcionarios del Departamento de Defensa habían estado “sopesando” la posibilidad de que los elementos de la Guardia Nacional movilizados portaran armas de fuego. Luego, The New York Times, con referencia a una decisión del secretario del Ejército de EE.UU., Ryan McCarthy, publicó que las tropas que estarán protegiendo el Capitolio el día de la investidura “sí estarán armadas”.

Las medidas extremas son resultado del violento asalto al Capitolio del pasado 6 de enero, cuando partidarios de Trump intentaron obstaculizar la certificación del voto del Colegio Electoral a favor de Biden por parte del Congreso.

El portal estadounidense Político afirmó que debido a las preocupaciones de seguridad tras el asalto al Capitolio, el ensayo para la investidura de Biden programada para el domingo 17 de enero, y su viaje en tren se pospusieron.

En consecuencia, las autoridades federales y locales están tomando “sus precauciones” antes de la toma de posesión del futuro presidente de EE.UU., incluyendo la posibilidad de enfrentamiento abierto con ciudadanos que puedan actuar de modo violento.

Claves:

Miembros de la Guardia Nacional Aérea de Illinois del 182.º Escuadrón de las Fuerzas de Seguridad abordaron este jueves un avión Hércules C-130 con destino a Washington.

La aeronave fue cargada con grandes contenedores con equipos.

El Pentágono ha sido criticado por su manejo de los disturbios y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, exigió que se investigue dónde estaban los militares que no custodiaron el edificio durante el asalto del 6 de enero. 

Los militares respondieron que funcionarios locales de Washington solo habían pedido un pequeño número de efectivos para fines específicos como el tráfico y el control de multitudes. /JML